El arquero y el vendedor de aceite

Había una vez un hombre que era muy buen arquero. Podía disparar una flecha, dar en el blanco y luego, con otra flecha, partir la primera en dos. Iba de pueblo en pueblo mostrando su habilidad, y todos le admiraban y le aplaudían, porque nunca habían visto nada parecido. Un día, llegó a una pequeña aldea, disparó una flecha con su arco y todo el mundo le ovacionó… Pero cuando todos acabaron de aplaudir, se oyó una voz al fondo del público: “¡Bah, es solo cuestión de práctica!”.

aquero-vendedor-de-aceiteEl arquero oyó aquello y le molestó, pero siguió adelante. Tomó otra flecha, la lanzó, partió la primera por la mitad y todo el mundo volvió a gritar: “¡Bravo, bravo, bravo!” Y volvió a escucharse la misma voz: “¡Bah, es solo cuestión de práctica!”.

Cuando terminó el espectáculo, el arquero estaba muy enfadado. Ahí estaba él, mostrando su gran habilidad y aquel hombre no hacía más que decir que solo era cuestión de práctica. Así que se dirigió hacia el fondo del público y encontró a aquel hombre. Éste llevaba un palo de bambú del que colgaban dos tinajas de aceite, una delante y otra detrás, y estaba tratando de vender aceite.

El maestro arquero le dijo: “¿Cómo te atreves a decir que es solo cuestión de práctica? ¿Qué haces tú? Vendes aceite. Pero fíjate en mí. La gente viene a verme desde muy lejos porque tengo una puntería buenísima”. El hombre del aceite miró al arquero y dijo: “¡Bah! Es solo cuestión de práctica. Ahora te mostraré algo”.

Puso sobre la boca de una botella una moneda que tenía un agujero en el centro, tomó una de las tinajas y empezó a echar aceite en la botella a través del pequeño agujero sin derramar ni una gota. Luego se volvió hacia el arquero y le dijo: “Ahora prueba tú”. Y el arquero ni siquiera lo intentó; comprendió que era una cuestión de práctica.

Autor: Prem Rawat

Ahora me gustaría hacerte una pregunta: ¿Qué es lo que tú practicas? Piénsalo… ¿Qué practicas?
Porque te harás un experto en lo que practiques. ¿Quieres conocer la verdad? ¿La auténtica verdad? Pues aquí la tienes...

¿Te gustó esta publicación? ¡compártela! Comentarios, aportes o sugerencias que hagan crecer esta página siempre serán bien recibidos. Gracias por visitarnos.

Compartir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *